DESCENTRALIZACIÓN DE CALDERAS

Está claro que tu temperatura ideal para el hogar no tiene por qué ser la misma que la de tu vecino de arriba o de abajo, o de al lado. Seguro que más de una vez os ha costado poneros de acuerdo con la caldera de calefacción si está centralizada en todo el edificio. Esto es un problema. ¿Te gustaría controlar la temperatura de tu vivienda de manera individual? ¡Yo que tú continuaba leyendo!

Es posible descentralizar la calefacción y decir adiós al derroche innecesario. ¿Qué ventajas ofrece descentralizar la calefacción?

  • Tú eliges como disfrutar de ella: Habrá días y momentos en los que apetece una u otra temperatura. Con la calefacción individual podrás decidir por ti mismo, no tendrás que pedir ni dar explicaciones a tus vecinos. Esto es posible gracias a un termostato programador de temperatura, que te permitirá encender o apagar la calefacción a tu antojo.
  • Pagas por lo que consumes: Tu decisión es lo que cuenta. Puesto que podrás decidir la temperatura que deseas dependiendo de tus necesidades particulares, la descentralización de la calefacción se basa en un contador individual que registrará la energía consumida en tu vivienda.
  • No será necesario renovar los radiadores y la instalación existente: No tendrás que preocuparte por un cambio en la instalación o por un nuevo sistema. La caldera será conectada al circuito de radiadores que tengas en tu vivienda cuando la distribución esté en anillo.

Probablemente te estarás preguntando qué significa que la distribución esté en anillo. Existen dos tipos de circuitos en cuanto a los sistemas de calefacción:

  1. Circuito de calefacción en anillo: Supone una tarea sencilla en la descentralización debido a que no será necesario manipular el sistema de los radiadores que ya tengamos instalados en las viviendas, sino que las obras pertinentes se harán al instalar la caldera. Es el tipo de distribución más común en las comunidades de vecinos.
  2. Circuito de calefacción en columna: Esta es una forma mucho más complicada. Los radiadores estarán unidos entre los pisos o plantas del edificio y será necesario cambiar previamente a una distribución por anillos para instalar una caldera individual. Después, se podrá seguir el procedimiento de la calefacción en anillo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *